UNE inicia 66 procesos de autoevaluación para acreditación de programas de estudios

Nota de Prensa N° 042-2020-OII-UNE

Como un paso necesario después del licenciamiento y dentro de la política institucional de la actual gestión que dirige el rector Dr. Luis Rodríguez de los Ríos, la Universidad Nacional de Educación Enrique Guzmán y Valle (UNE), realizó este miércoles 24 el lanzamiento de 66 procesos de autoevaluación con fines de acreditación de los programas de estudios, que estará a cargo de la Oficina de Calidad Académica y Acreditación (OCAyA) y los comités de calidad.

En este evento trascendental para la vida académica de la UNE, que fue transmitido en vivo a través del Facebook institucional, participaron el rector Dr. Luis Rodríguez de los Ríos, los vicerrectores, Dr. Emilio Rojas Sáenz, el vicerrector de investigación, Dr. Raúl Cortez Berrocal, el director de la OCAyA, Mg. Gualverto Quiroz Aguirre, así como los decanos de las facultades, directores de escuelas profesionales, directores de departamentos académicos, presidentes y secretarios de los Comités de Calidad y docentes.

Como expositoras participaron la Lic. Eveling Ramos Mamani y la Ing. Caroll Bejarano Rodríguez, integrantes del equipo de asistencia técnica, quienes se encargarán de realizar el diagnóstico de cumplimiento del modelo de acreditación SINEACE 2020, y como moderador del evento se contó con la presencia del Dr. Jorge Luis Jaime Cárdenas.

En su intervención, el rector Dr. Luis Rodríguez, precisó que en estos tiempos de pandemia se ha reflexionado sobre el futuro de la UNE y su proyección, debido a que esta transformación tecnológica hace que se tenga una mirada retrospectiva, futurista y en constante evaluación en bien de la mejora institucional.

En ese sentido, apuntó que el reto es acreditar los programas de estudios que den garantía no solo de su calidad sino de su impacto, de pertinencia, de su equidad y sostenibilidad; también de su distinción y reputación a nivel de universidades nacionales e internacionales.

“Un aspecto fundamental en esta etapa, es que todos los miembros de la comunidad universitaria se sientan parte de ella y se sumen a este proceso de autoevaluación de acuerdo al nuevo modelo de acreditación elaborado por el SINEACE”, subrayó.

Por su parte, el Mg. Gualverto Quiroz, precisó que esta casa de estudios, dentro de sus políticas y Plan Estratégico Institucional, ha elaborado metas para el 2021-2025 y dentro de esas metas se ha planteado lograr al 2023, la acreditación de 81 programas de estudios, la cual estará a cargo de la Oficina de Calidad Académica y Acreditación.

“Se ha elaborado un programa de autoevaluación 2021-2023 concordante con el PEI, de manera que los siguientes años se dedique a los procesos de licenciamiento de los programas y continuar con otro tipo de certificaciones como el ISO 21001 y de excelencia del modelo europeo o americano”, puntualizó el director de Calidad Académica y Acreditación.

Asimismo, agregó que al 2021 se tiene programado acreditar, como mínimo 10 programas, pero se aspira a llegar a 20; luego, el objetivo al 2022 es acreditar 36 programas y al 2023 se espera llegar a los 35 programas acreditados.

“Con la asistencia técnica de las especialistas y el apoyo de los profesionales de la OCAyA aspiramos obtener, al terminar este año, una primera evaluación diagnóstica, la cual permitirá elaborar los planes de mejora e implementarlos en el primer semestre del 2021 y tener los informes de planes de mejora para fines de julio, lo que significará aspirar a presentarnos a la convocatoria del SINEACE en setiembre del 2021 para la evaluación externa”, concluyó.

La Lic. Eveling Ramos Mamani, quien tuvo a su cargo la Inducción a la autoevaluación y modelo de acreditación SINEACE 2020 en programas de educación superior universitaria, enfatizó que para el inicio de este trabajo se necesita la decisión y el compromiso por parte de las autoridades y de todos los miembros de la comunidad universitaria para lograr el reconocimiento del programa de estudios y de la misma universidad.

“Todos deben tener una meta en común que es brindar un servicio educativo de calidad y esto se va demostrar a través de sus egresados en el desempeño de sus funciones cuando se encuentren en el campo laboral, y son ellos quienes van a hablar de cómo estuvo su nivel de formación, su infraestructura, el plan de estudios, los cursos, la investigación y la calidad de los docentes”, señaló.

Remarcó que este reconocimiento institucional que se da a través de la acreditación, significa que la universidad brinda una garantía en la calidad del servicio educativo, hay un reconocimiento público, permite la evaluación de la gestión pedagógica, institucional y administrativa, genera procedimientos participativos, transparentes y éticos y que se encuentra en una permanente búsqueda de la mejora continua.

En lo referido a la autoevaluación, dijo que esta debe ser una revisión interna sincera, transparente y rigurosa que permitirá saber cuáles son las debilidades o aspectos a mejorar para establecer los planes de mejora que deben ser cumplidos en un determinado tiempo, de acuerdo a los estándares del modelo de acreditación.

Finalmente, sostuvo que existe una relación entre los 34 estándares del modelo, ya que se encuentran alineados uno con el otro, no son independientes. En ese aspecto, señaló que el perfil del egreso está vinculado con el plan de estudios, y este a su vez con las características de ese plan; y el enfoque por competencias está relacionado con la plana docente adecuada y a su vez vinculado con el seguimiento al desempeño de los estudiantes.

A su turno, la Ing. Caroll Bejarano, en su exposición sobre Estrategia del proceso de autoevaluación y asistencia técnica, mencionó que la primera etapa que se va a trabajar es un diagnóstico, luego viene la estrategia de promoción, en la que se busca generar espacios de sinergia con el fin de promocionar las escuelas para postular a una evaluación externa de acreditación al 2021.

Detalló que para este trabajo se van a desarrollar tres etapas de involucramiento, en la primera etapa se trabajará con 66 programas, luego en la segunda etapa se trabajará con 40 programas y en la tercera, 10 programas.

En ese sentido, indicó que estas etapas han sido diseñadas para organizar la presentación de la información de los estándares en una carpeta Drive con soporte y BackUp, y de esta manera puedan incluir su información por estándar, tanto pregrado como posgrado, considerando tres elementos, como la narrativa, la evidencia y la retroalimentación por parte de la dirección y su equipo técnico.

Asimismo, mencionó que en una primera etapa se realizará la presentación del informe, en una segunda etapa se programarán reuniones para determinar el nivel de logro y como producto de este trabajo se tendrá la lista de los programas que se van a presentar en la evaluación externa 2021.

Finalmente, señaló que la meta será trabajar para el reconocimiento público de los logros de la UNE en el 2021, basado en el ciclo PHVA (Planificar, Hacer, Verificar y Actuar), herramienta infalible en los procesos de acreditación y certificación, con 4 elementos indispensables: evidencias contundentes y disponibles, sinergia, respaldo institucional y, lo más importante, el compromiso.

La Cantuta, 23 de setiembre de 2020

Total Page Visits: 93 - Today Page Visits: 2